Los tigres de Harbin (II)

Como no solo de la demostración de frío viven sus habitantes ni sus visitantes, en Harbin también se puede visitar uno de los refugios de tigres siberianos más grandes del mundo. Si te gusta este hermoso animal, es tu oportunidad para verlos al aire libre. Aunque no soy nada partidario de los zoológicos ni nada por el estilo, tengo que confesar que aquí dejé mi conciencia en el hotel. El recorrido consiste en dar una vuelta por las instalaciones en el interior de unos minibuses totalmente acorazados, mientras los tigres campan a sus anchas. A veces se acercan en grupo a unos metros de distancia y el espectáculo es impresionante. Al acabar el recorrido en minibus, paseas por otra parte de las instalaciones donde ves a otros felinos: leones, panteras, leopardos, un tigre albino… Estos no están tan felices como los tigres porque están encerrados.

Otro tipo de espectáculo, aunque este nada agradable, y además un poco salvaje, es ver como se acercan un par de todoterrenos acompañando a una furgoneta, que se para en medio de los tigres, y vuelca su contenedor para dejar caer una oveja, por ejemplo. Lo que ves después no es recomendable para las personas sensibles. En la entrada del refugio hay un listado de animales vivos con los que alimentan a los tigres delante de ti, si quieres y pagas claro. Por unos pocos yuanes les sueltan una gallina y por unos seiscientos (hace ya cuatro años) les sueltan una oveja en medio del recorrido. Solo a los chinos se les podía ocurrir algo semejante, y solo a ellos se les ocurre pagar por ver el sangriento espectáculo.

Al salir del parque, me fui con una mezcla de felicidad por haber visto a mi felino favorito desde pequeño, pero triste por ver como lo tienen montado y, también, preocupado por imaginar cómo será la realidad cuando no hay visitantes. Por una parte, sabes que se trata de un refugio en el que pueden vivir estos animales en peligro de extinción, pero por otra parte las contradicciones entran en escena y te juegan una mala pasada. ¡Ah, las contradicciones! Llegan a formar parte de tu vida cuando vives en China.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s